Galvánica, un milagro para el cutis

 
 La corriente galvánica ayuda a optimizar los tratamientos faciales en cabina y es un método muy provechoso en el tratamiento de hidratación del cutis.
 

La electroestética es un tecnicismo que alude al uso de la aparatología en estética y que engloba una serie de técnicas orientadas a optimizar los tratamientos de cabina.

 Dentro de la electroestética facial destaca la corriente galvánica en sus diferentes aplicaciones: ionización, desincrustación y galvanización. La primera es una técnica que ayuda a que penetren determinadas sustancias a través de la piel, mientras que la desincrustación se utiliza sólo en pieles muy grasas y no se debeaplicar cuando el rostro presenta acné.

Por último, la galvanización está recomendada en tratamientos de deshidratación cutánea, protocolos antienvejecimiento y desvitalización y
 en general, en cualquier tratamiento que implique mejorar el metabolismo celular.

Via Feriacosmobelleza.com

Leave A Comment